sábado, 2 marzo 2024
More

    Hipoteca cambio de casa (puente): ¿es difícil conseguir una actualmente?

    Una hipoteca cambio de casa (puente) es un préstamo hipotecario que contratamos cuando queremos cambiar nuestro piso antes de vender nuestra vivienda actual, pero ésta última la tenemos hipotecada.

    Con esta hipoteca podemos poner en garantía hipotecaria las dos viviendas a la vez, la que tenemos en propiedad y con cargas y la nueva vivienda que queremos comprar, o bien pagar inicialmente una cuota reducida.

    Hay pocas entidades financieras que concedan este tipo de préstamos actualmente, pero todavía podemos encontrar algunas entidades que ofrezcan este tipo de hipotecas en sus catálogos. Entre ellas hay la Hipoteca Cambio Vivienda de CajaCanarias y la Hipoteca Cambio de Casa de UCI.

    Hay que diferenciar bien entre las hipotecas que ofrecen un periodo de carencia inicial, como la de CajaCanarias, y las que ofrecen cuota especial durante un periodo, como la de UCI.

    Para entender mejor esta distinción vamos a explicar un poco cada hipoteca:

    Hipoteca Cambio Vivienda de CajaCanarias

    Este préstamo hipotecario ofrece una moratoria de 6 meses, en la que el cliente no paga ninguna cuota, para que pueda vender la vivienda y cancelar el préstamo hipotecario inicial durante este plazo. A partir del sexto mes el hipotecado deberá hacer frente a la cuota de la hipoteca, indiferentemente de si haya vendido o no la vivienda, teniendo que asumir el pago de dos cuotas.

    El interés que ofrece es euribor+1,75% con un plazo de 26 años para amortizar la hipoteca, financiando hasta el 80% del valor de tasación, si no excede del 80% del valor de compraventa.

    En resumen, una vez contratas la hipoteca para la nueva vivienda, tienes 6 meses para vender el inmueble y cancelar la primera hipoteca para no tener que hacer frente a dos cuotas a la vez.

    Hipoteca Cambio de Casa de UCI

    Esta hipoteca está más pensada para aquellas personas que quieran disponer de más tiempo para vender su casa. Ya que se cancela la hipoteca actual y se ofrece una nueva hipoteca que engloba el importe para la cancelación de la primera hipoteca y el importe para comprar la nueva vivienda, hipotecando los dos inmuebles a la vez.

    Para que la cuota de la hipoteca no sea muy elevada, ya que el importe es más elevado que el de una hipoteca tradicional, UCI ofrece unas cuotas mínimas durante los primeros años que son las siguientes:

    • Primer y segundo año: se paga una cuota equivalente a la que tendríamos al vender la vivienda.
    • Tercer, cuarto y quinto año: se pagaría la mayor entrelas siguientes dos cuotas:
      • La cuota resultante de aplicar una carencia de capital sobre la hipoteca total.
      • La cuota del primer y del segundo año.

    Estas cuotas mínimas nos permiten tener un margen de 5 años para vender la vivienda con la tranquilidad de pagar una única cuota similar a la que pagaríamos sin tener la otra vivienda.

    El interés es del euribor+1,95% permitiendo amortizar la hipoteca en 40 años. El importe financiado es de hasta el 75% sobre el valor de tasación de los dos inmuebles.

    Se pacta una precio de venta con la entidad para cuando se venda la vivienda y se cancele una parte del préstamo. Si se vende por un precio igual o inferior al pactado la comisión de amortización es del 0%. Y si el valor de venta es superior se aplica la comisión según la Ley (un 0,50% los 5 primeros años y un 0,25% a partir del sexto año).

    En resumen, esta hipoteca te permite vender la casa en 5 años y cuando se vende se amortiza la parte del préstamo vinculado a la hipoteca cancelada, pasando a tener una deuda por el importe de la nueva vivienda.

    Es difícil conseguir una hipoteca cambio de casa porque hay poca oferta, de forma que hay cumplir los requisitos que exigen las entidades financieras que ofrecen este tipo de hipotecas para conseguir que te la concedan. Al no poder recurrir a otras entidades financieras en caso de que una te rechacen la financiación.

    Si cumples con los requisitos de la entidad entonces será sencillo conseguir la financiación, el problema radicará en que tendrás que conformarte con el interés que te ofrecen porque no podrás negociar fácilmente una reducción del interés ni podrás acudir a otras entidades buscando tipos más competitivos.

    Existe un riesgo de que el cliente no venda el piso y tenga que hacer frente a dos cuotas hipotecarias o a una cuota muy elevada, reduciendo la capacidad económica familiar. En algunos casos, las familias no podrían asumir tal coste, dejando de pagar la cuota. Este riesgo hace que los intereses de las hipotecas puente sea más elevado que el de las tradicionales.

    Es muy aconsejable que antes de contratar una hipoteca cambio de casa se valoren bien los riesgos que se pueden asumir frente a las ventajas que presenta dicha financiación. Realmente sería interesante esta hipoteca cuando se puede adquirir una vivienda con un precio muy atractivo que compense el tener que asumir los posibles riesgos.

    Imagen| TaxBrackets

    Maica López
    Maica López
    Periodista especializada en información financiera. En CrediMarket.com desde 2013. Antes he trabajado en Bankimia y 20 minutos, entre otros. Me encanta la novela negra, la música y bailar jazz.
    spot_img

    Últimas noticias

    Artículos relacionados

    1 COMENTARIO

    DEJA UNA RESPUESTA

    Por favor ingrese su comentario!
    Por favor ingrese su nombre aquí

    Este sitio está protegido por reCAPTCHA y se aplican la política de privacidad y los términos de servicio de Google.