miércoles, 28 febrero 2024
More

    Se regala piso: la alternativa a que se quede la casa el banco

    Algunas familias que se encuentran con el agua hasta el cuello y no pueden seguir pagando la hipoteca han decidido colgar el cartel de se regala piso.

    Es un fenómeno que se ha extendido a raíz de la crisis financiera. La imposibilidad de seguir haciendo frente a las cuotas mensuales ha provocado que muchas personas decidan vender sus viviendas por el valor de la deuda pendiente, antes de que el banco ejecute la hipoteca y, en caso de que la subasta quede desierta, adjudicarse la vivienda por sólo el 50% de su valor.

    El hecho de regalar la vivienda no significa que se de la casa como acto de divina generosidad, lo que significa es que el propietario no pretende especular con la transacción. Muchos crédulos al ver la noticia pueden esperar lo que es prácticamente imposible: que te den el piso a cambio de nada. Pero hay que leer antes de ilusionarse.

    Los propietarios usan el término regalar porque pierden todo el dinero que llevan invertido en la hipoteca y porque no reciben nada a cambio, salvo dejar de ser deudor de un préstamo hipotecario, claro. Además es una estrategia publicitaria para atraer posibles interesados y así acelerar el proceso de encontrar un comprador al que le concedan una hipoteca o la subrogación en el propio banco ejecutante, antes del desahucio.

    Uno de los motivos que impulsa a las personas a regalar sus pisos es conseguir que alguien adquiera la vivienda a un precio inferior a su valor y de esta forma evitar que el banco lo subaste; más vale vender bajo y dejar de tener deuda que dejar que el banco se quede la vivienda a la mitad de su valor y, en su caso, seguir debiendo dinero a la entidad financiera de por vida.

    Son familias que no pueden pagar la cuota hipotecaria y prefieren vivir en un piso de alquiler pagando una mensualidad inferior e ir más desahogadas a fin de mes. Ante el escenario de perder el piso y seguir debiendo dinero, las familias deciden vender por su cuenta el piso por el valor de la hipoteca pendiente y matar dos pájaros de un tiro.

    Es una forma de zanjar la deuda con el banco, aunque se pierde todo el dinero que se ha pagado durante años de hipoteca. El nuevo comprador sale beneficiado porque tiene una hipoteca más barata (ahorrándose lo que ya ha pagado el propietario) y el piso está listo para ir a vivir.

    El se regala piso es una fórmula comercial para decir «le regalo mi parte del piso y entiéndase con mi banco«. El mejor consejo que podemos dar a una familia que no puede pagar la hipoteca es que venda pronto, bajando al máximo el precio de la vivienda. Lo contrario es un error financiero que sufrirá durante toda su vida.

    Imagen| Mireia Quirós

    Maica López
    Maica López
    Periodista especializada en información financiera. En CrediMarket.com desde 2013. Antes he trabajado en Bankimia y 20 minutos, entre otros. Me encanta la novela negra, la música y bailar jazz.
    spot_img

    Últimas noticias

    Artículos relacionados

    1 COMENTARIO

    DEJA UNA RESPUESTA

    Por favor ingrese su comentario!
    Por favor ingrese su nombre aquí

    Este sitio está protegido por reCAPTCHA y se aplican la política de privacidad y los términos de servicio de Google.