sábado, 24 febrero 2024
More

    Cómo cambiar la nómina de banco paso a paso 

    Porque quieres evitar comisiones, no te sientes cómodo con su servicio de atención al cliente, la operativa que te ofrece su app es limitada o no cuenta con suficientes cajeros en tus áreas de influencia. Sea cual sea tu motivo, te estás planteando cambiar la nómina de banco. Aquí te explicamos cómo hacerlo.  

    Compara y elige tu cuenta online 

    Cambiar la nómina de banco: cómo hacerlo

    Hacer un cambio de nómina a otro banco es relativamente sencillo. De hecho, desde la entrada en vigor de ley de traslado de cuentas de pago, las entidades están obligadas a ofrecer a sus clientes y sin coste el servicio de traspaso de cuentas bancarias.  

    Es decir, llevar a cabo las gestiones de cambiar las domiciliaciones a una cuenta de otra entidad sin necesidad de que el cliente asuma el papeleo ni tenga que pagar por ello.  

    Para ello, será imprescindible que la nueva libreta, en la que se vincularán los pagos, esté operativa, las dos entidades en las que se tienen las cuentas (la antigua y la nueva) operen en España y que se rellene un formulario (habitualmente lo encontrarás en las webs de los bancos o en las propias sucursales) en el que tenemos que indicar: 

    • Código IBAN de la cuenta bancaria de origen (la actual). 
    • Recibos, transferencias periódicas, saldos, etcétera que queremos trasladar a la nueva cuenta. 
    • Fecha en la que queremos que se haga efectivo el traslado.  
    • Nuevo número de cuenta en el que se quieren domiciliar la nómina y los pagos. 
    • Si deseamos cancelar para siempre o no la libreta de origen.   

    Debes tener en cuenta que se ha de dejar un margen de al menos 13 días desde la fecha en la que hacemos la solicitud y la que queremos que el cambio se haga efectivo. Es el plazo mínimo para que las entidades hagan las gestiones.

    Cambiar la nómina a otro banco yo mismo 

    Aunque el banco tenga que darnos la opción de gestionarnos él mismo la posibilidad de cambiar la nómina de banco, sigue existiendo la posibilidad de hacerlo por uno mismo. Este sería el paso a paso: 

    • Abrir la cuenta en la entidad en la que quieres tener tus finanzas.  
    • Solicitar el certificado de titularidad de la nueva cuenta.  
    • Dar el código IBAN de la nueva libreta, así como el certificado de titularidad, a tu empresa para que cambien la domiciliación de tu nómina.  
    • Revisar las posibles domiciliaciones o movimientos periódicos que puedas tener en la cuenta antigua e informar a los proveedores del cambio de IBAN.  
    • Transferir el saldo de la anterior cuenta a la nueva, si quieres cerrarla del todo.  
    • Cancelar la antigua cuenta. No la “dejes morir”, ciérrala correctamente. En el post Cerrar una cuenta bancaria paso a paso te lo explicamos al detalle.  

    Cambiar la pensión de banco  

    Si lo que quieres cambiar de banco es tu prestación de desempleo o tu pensión, tendrás que facilitar el nuevo IBAN al Servicio Público de Empleo Estatal (SEPE) o al Instituto Nacional de la Seguridad Social (INSS), respectivamente.  

    A diferencia con el cambio de nómina de banco, que la puede llevar a cabo directamente el banco, estas gestiones las debe hacer uno mismo, de manera presencial (pidiendo cita en las oficinas de los organismos públicos) o de forma telemática (por teléfono o a través de Internet).

    Para poder cambiar la domiciliación de la prestación de desempleo o la pensión a través de internet, se debe tener el DNI electrónico.

    ¿Puedo cambiar mi nómina de banco si tengo deuda? 

    Si te estás planteando cambiar tu nómina de banco pero tienes deudas pendientes con ellos, un préstamo o una hipoteca, es posible que te preguntes si realmente lo puedes llevar a cabo. La respuesta es sí. Puedes cambiar tu nómina de banco, con todo, hay algunas puntualizaciones: 

    • Si lo que realmente quieres hacer es cerrar la cuenta bancaria, antes tendrás que cancelar la deuda. Amortizar anticipadamente tu préstamo o hipoteca o, en el caso de las hipotecas, también puedes cambiarla de entidad a través de una subrogación hipotecaria.  
    • Si tienes un préstamo con el banco, antes de cambiar tu nómina de banco, revisa el contrato que firmaste a la hora de suscribir tu financiación: si tener la nómina domiciliada es una condición indispensable para contratarlo tendrás que amortizar anticipadamente la deuda o mantener la nómina ahí hasta que acabes de pagarlo.  
    • Si no estuviera establecido como condición y quieres es cambiar la nómina de banco pero mantener la cuenta, deberás asegurarte de que hay el dinero suficiente para hacer frente a los pagos de las letras del préstamo. Así, tendrás que pedir una transferencia periódica para cubrir, al menos, el importe de la cuota de la financiación y los gastos que pueda generar la libreta. 
    • Si cambias tu nómina de banco pero mantienes tu hipoteca en la entidad original, además de asegurarte de tener dinero suficiente para pagar las letras, es posible que te suba la cuota. Recuerda que una de las bonificaciones de los tipos de interés de las hipotecas es tener la nómina domiciliada.   

    ¿Buscas una cuenta? 

    Si tienes en mente cambiar tu nómina de banco, en el comparador de cuentas de CrediMarket encontrarás la oferta de las principales entidades que operan en el país. Para que veas, online y sin necesidad de visitar varias sucursales, qué te ofrecen.  

    Recuerda que analizar y valorar varias opciones antes de elegir es fundamental, sobre todo a la hora de elegir prestaciones.   

    Maica López
    Maica López
    Periodista especializada en información financiera. En CrediMarket.com desde 2013. Antes he trabajado en Bankimia y 20 minutos, entre otros. Me encanta la novela negra, la música y bailar jazz.
    spot_img

    Últimas noticias

    Artículos relacionados

    DEJA UNA RESPUESTA

    Por favor ingrese su comentario!
    Por favor ingrese su nombre aquí

    Este sitio está protegido por reCAPTCHA y se aplican la política de privacidad y los términos de servicio de Google.